Bienvenido a Jungla Moderna!

Es muy probable que la cámara que usas con más frecuencia sea la de tu teléfono móvil, incluso si posees una cámara profensional o una DSLR, coincidirán con nosotros en que no se puede discutir la ventaja de tener una lente fácilmente disparable en nuestro bolsillo. Hoy en día la calidad de las cámaras de los teléfonos móviles (especialmente losd e las gamas altas) son bastante suficientes como para capturar casi todos los momentos del día a día.

El LG V30, fue el primer teléfono en incluir una apertura focal f/1.6, mejorando respecto de la f/1.7 que se encuentra en el Samsung Galaxy S8 y la apertura f/1.8 del Iphone 8 Plus entre otros. Y se espera que el próximo Huawei Mate 10 incluya la misma apertura f/1.6. Mientras los números suenan muy bonitos para tablas de características surge la gran interrogante:

¿Realmente mejora en algo la apertura focal la calidad de las fotografías?

Se busca capturar la luz

No nos vamos a líar mucho, básicamente en términos generales, en la fotografía se trata de obtener la cantidad adecuada de exposición a la luz, y para poder identificar la calidad de la cámara es cuestión de averiguar qué tan buena es capturarando la luz. Los móviles que están en el mercado actualmente incorporan lentes  y sensores de cámara muy pequeños comparado con los de las cámaras profesionales DSLR, por lo tanto, menos luz los alcanzan a capturar, lo cual tiene un impacto en la calidad de la imagen final. Últimamente los fabricantes de teléfonos inteligentes han usado tamaños de 1,2μm a 1,55 μm en sus sensores más recientes para combatir esto de la captura de luz con excelentes resultados.

La apertura

Ok pero, ¿qué es la apertura? La apertura se define por el tamaño de la abertura (valga la redundancia) con la que la luz puede entrar en la cámara. La apertura se mide en f-stops, que es una relación de la distancia focal dividida por el tamaño de apertura. Entonces, cuanto menor sea el f-stop, más amplia será la apertura y por lo tanto más luz puede llegar al sensor, lo que resulta en mejores imágenes de baja luz y menos ruido. Cuanto más pequeño sea el f-stop, más ancha será la apertura y, por lo tanto, más luz podrá alcanzar el sensor. Esto significa un mejor rendimiento de poca luz y velocidades de obturación más rápidas. Esto también tiene la ventaja de reducir el tiempo de velocidad de obturación requerido para una cantidad fija de captura de luz, lo que reduce el desenfoque o las fotos “borrosas” cuando las manos nos tiemblan como gelatinas al hacer una captura.

¿Que pasa con los móviles?

Las cámaras en los móviles se colocan muy cerca de la lente ya que obviamente tenemos dimensiones muy distintas a las de las DSLR, donde el sensor que ubica mucho mas atrás respecto del lente. Entonces el punto focal de una cámara profesional DSLR en la distancia entre la luz del objetivo con el sensor es mayor que en el caso de los móviles que tienen distancias focales más cortas que las réflex digitales. Ahora bien, la ecuación que se utiliza para calcular la abertura es ésta distancia focal focal dividida por el tamaño de apertura, esto ayuda a explicar por qué las cámaras de teléfono tienen una apertura más amplia que la mayoría de las lentes DSLR, aunque no son necesariamente mejores en la captura de luz.

la ecuación que se utiliza para calcular la abertura es ésta distancia focal focal dividida por el tamaño de apertura, esto ayuda a explicar por qué las cámaras de teléfono tienen una apertura más amplia que la mayoría de las lentes DSLR, aunque no son necesariamente mejores en la captura de luz.

Los expertos de la fotografía asociarán a menudo aperturas mayores con una profundidad del campo más baja, permitiendo un bokeh mucho más suave y agradable. Sin embargo, con los teléfonos inteligentes estamos atrapados con una apertura focal fija, un sensor de imagen más pequeño, y de paso, situado cerca de la lente, y un amplio campo de visión, por lo que la captura de profundidad que hace una cámara de un móvil (pese a las nuevas funciones Bokeh del Iphone 8 plus y el Note 8 de Samsung) nunca va a ser tan definida.

En los móviles, los sensores se colocan mucho más cerca de la lente que en una réflex digital, por lo que los teléfonos inteligentes de hoy en día tienen una mayor relación de apertura, aunque la apertura es más pequeña.

Una cámara de un móvil con apertura f / 2.2 viene a ser equivalente a una apertura f / 13 o f / 14 en una cámara de fotograma completo, que sólo produce una pequeña cantidad de desenfoque. Los teléfonos modernos con efectos de bokeh mejorados realmente dependen del software para una apariencia más dramática.

Calidad del lente (aparte del sensor)

Un componente igualmente importante, pero a menudo descuidado en las cámaras de los móviles, es el lente, y al igual que todo lo demás estos varían considerablemente en calidad también. Después de todo, un objetivo sucio toma fotos pobres, por lo que se deduce que el cristal del objetivo con poca claridad o transparencia reducirá la cantidad de luz que llega al sensor y, por lo tanto, reducirá la calidad de la imagen (todo esto independientemente de la apertura focal que tenga el dispositivo). Los teléfonos que utilizan aperturas focales muy amplias, como el Lg V30, requieren una atención especial adicional al diseño de la lente, para evitar la “Aberration distorion” lo que se traduce algo así como “distorsión aberración”.

Es más difícil enfocar la luz con precisión cuando ésta se ve a través de un agujero más ancho, por lo que se debe tener un mayor cuidado al fabricar las lentes. La “Aberration distorion” cubre una serie de problemas que aparecen cuando un objetivo no puede enfocar perfectamente un punto de luz. Los teléfonos con una amplia apertura son por definición menos enfocados en una parte específica de la escena que uno con una apertura más cerrada, y por lo tanto más propensos a los problemas.

 La “Aberration distorion” viene en una variedad de efectos. Estos incluyen aberración esférica (claridad reducida y nitidez), coma (borrosidad o desprendimiento), curvatura de campo (pérdida de enfoque en los bordes), distorsión (convexión de imagen o concavidad) y aberración cromática (colores desenfocados y luz blanca dividida), entre otros . Vea algunos ejemplos a continuación:

aberración en la apertura focal

Últimamente algunas empresas de óptica de renombre están ahora involucradas en el mercado de teléfonos inteligentes, como por ejemplo Leica con Huawei, Zeiss trabajando con HMD Global (Nokia). LG también implementó un nuevo lente de 6 cristales “Crystal Clear Lens” de diseño con su V30 con el fin de manejar la apertura más amplia de la cámara.

Para concluir, la calidad de la lente es tan importante como los otros factores que hemos discutido, si no más porque un lente pobre puede deshacer la buena ingeniería hecha en otra parte. Desafortunadamente, es un factor difícil de entender y casi imposible de apreciar sin probar la cámara.

En Resumen

Ahora ya sabes la respuesta a “qué es la apertura”. Y como ya sabes, la apertura no lo es todo, sino que mucho depende de una buena configuración de la cámara del teléfono inteligente. Al igual que la mayoría de los otros campos en la fotografía, no es un número muy útil para ir al hacer una decisión de compra, ya que no es un indicador de calidad por su cuenta. Aunque éste apartado de la apertura, ofrece una serie de ventajas, incluyendo la posibilidad de una mejor captura de luz baja y velocidades de obturación más rápidas.

oti

Disfrutando de la tecnología, especialmente, de ésa que está pensada en ayudar al hombre a mejorar su calidad de vida... únete a nosotros y déjate sorprender!